Hay arroces que con pocos ingredientes son capaces de proporcionar una gran satisfacción a los comensales, y además se elaboran con materias primas accesibles y que a menudo están en la cesta de la compra de muchas familias, vamos, que incluso se puede decir que este Arroz meloso con butifarra y pimentón ahumado es un plato de los que se puede hacer cuando apenas queda nada en el frigorífico.

Os explicamos a continuación la receta paso a paso, pero veréis que es muy sencilla y que simplemente se necesita una buena butifarra artesana, unos pimientos del piquillo de Lodosa, arroz bomba o similar, y especias. Creemos que el pimentón ahumado no está lo suficiente valorado en algunas regiones españolas, salvo para las recetas más tradicionales, pues probad este Arroz con butifarra y pimentón ahumado y veréis que delicia, y no olvidéis que podéis poner más o menos cantidad según vuestro gusto.

Ingredientes (4 comensales)

400-500 gramos de butifarra fresca, 6 pimientos del piquillo, 1-2 dientes de ajo, 300 gramos de arroz bomba, 1 c/c de pimentón de la Vera dulce, ½ o 1 c/c de pimentón de la Vera picante, 3 ramitas de tomillo, 1 c/c rasa de lemon grass en polvo, pimienta negra recién molida, 1’2 litros de agua (aproximadamente), un ramillete de cebollino fresco, c/n de sal, c/n de aceite de oliva virgen extra.

Elaboración

Corta la butifarra en trozos de medio bocado, escurre los pimientos del piquillo y córtalos en tiras, pela los dientes de ajo, pon dos si son pequeños, y pícalos bien finos.

Pon una cazuela o una paella a calentar con un poco de aceite de oliva virgen extra e incorpora la butifarra, dórala a fuego fuerte, de modo que no quede hecha por dentro pero sí ligeramente tostada por fuera, después se terminará de cocer con el arroz.

Añade los pimientos del piquillo y los ajos, baja levemente el fuego y rehoga un par de minutos. A continuación añade el arroz para nacararlo, ve moviéndolo durante el proceso porque además irá recogiendo los sabores que la butifarra y los pimientos han dejado en la cazuela.

Incorpora un chorrito de agua para desglasar y recuperar todo lo que hubiera quedado adherido al fondo, condimenta con el pimentón ahumado, el tomillo, el lemon grass, la pimienta y la sal, dale un par de vueltas y añade el agua, sube el fuego al máximo y deja que rompa a hervir.

En ese momento baja ligeramente el fuego, el arroz debe cocer burbujeando alegremente pero sin estar al máximo. Pasados unos 16-18 minutos debes obtener un arroz meloso, es decir, que no esté ni caldoso ni seco. A mitad de la cocción incorpora el cebollino picado y mezcla bien para que se integre en el arroz.

Acabado y presentación

Sirve el arroz meloso inmediatamente, los comensales deben estar en la mesa esperándolo, cuando lo prueben comprobarán que habrá merecido la pena. ¡Buen provecho!

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.